El héroe perfecto


Gonzalo Rivas fue un trabajador que murió en el año 2011 al intentar apagar una estación de servicio de gasolina en medio de un operativo de la Policía Federal contra estudiantes normalistas de Ayotzinapa. Su muerte se ha convertido en la reciente bandera de los defensores del Estado-sistema ¿La causa? Justificar la represión a los estudiantes, a la CNTE y abrir paso a la Reforma Educativa. Al trabajador le entregarán, próxiamente, la medalla Belisario Domínguez.